¿Cómo rellenar y para qué sirve el modelo 390?

¿Cómo rellenar y para qué sirve el modelo 390?

El modelo 390 es el resumen del IVA y como todos los modelos de impuestos, suele ser un poco complicado de rellenar, siempre y cuando no se cuente con la guía adecuada. En este caso, Asesorae trae la información más completa sobre este documento y la forma correcta de cumplimentarlo.

No te pierdas ningún detalle del siguiente contenido.

¿Qué es el modelo 390 AEAT?

El modelo 390 es un documento encargado de detallar el resumen anual del IVA (Impuesto al Valor Agregado). El IVA grava el consumo final, por lo que solo es pagado por el consumidor y no un autónomo o empresario.

Por esta razón, cuando se compra, vende o paga un producto o servicio, inmediatamente ingresa el impuesto para, de forma trimestral, hacer la devolución a Hacienda.

Para entenderlo mejor, el IVA grava toda entrega de bienes y prestación de los servicios realizados por los profesionales y empresarios, incluyendo las adquisiciones de los bienes e importaciones intracomunitarias.

¿Para qué sirve el modelo 390?

Esta es una pregunta que muchos usuarios que han rellenado el modelo 303 se hacen. Sobre todo, teniendo en cuenta que este tiene que presentar trimestralmente para liquidar el IVA. En concreto, 4 veces al año, una por trimestre. 

Sin embargo, aquí abrimos un paréntesis para aclarar que el modelo 390 se declara anualmente y es un resumen de toda la información que contiene el modelo 303 previamente entregado a Hacienda.

Por esta razón, es muy importante que siempre tengamos los modelos trimestrales bien redactados, de lo contrario habrá incongruencias a la hora de hacer la declaración de los documentos anuales, lo que se convertiría en un verdadero dolor de cabeza.

¿Quiénes tienen la obligación de presentar el documento?

Todos los profesionales y empresarios que realicen actividades económicas dentro del territorio español están obligados a cumplimentar el modelo 390 sin falta. Esto incluye a todos los que tienen la obligación de declarar la autoliquidación periódica del IVA.

Sin embargo, se exceptúa de cumplimentar este modelo a los arrendatarios o todos los que están inscritos en lo que se conoce como régimen simplificado. En este caso, señalamos que la entrega del documento puede realizarse por Internet, si se cuenta con una firma digital o por medio de alguna entidad bancaria, haciendo el pago en efectivo o por transferencia.

¿Qué día se tiene que presentar el modelo 390?

El documento puede ser presentado entre el primero y último día de enero sin excepción, a menos que el día de entrega sea un sábado, domingo o festivo. De ser así, se deberá esperar hasta el siguiente día hábil.

Debemos añadir que este resumen anual del IVA es un poco diferente a los demás modelos de impuestos, por lo que es muy importante contar con toda la ayuda posible y en este campo Asesorae es la mejor opción. A continuación, te mostramos los siguientes consejos.

Datos que necesitas para rellenar el modelo 390

Primero, descarga el modelo 390 pdf por Internet y procura recopilar toda la información sobre tu actividad económica en relación a los gastos e ingresos de todo el año, justificándolos con la factura correspondiente.

Es crucial que sepamos cómo separar la información de forma adecuada, teniendo en cuenta los siguientes criterios:

Aclaramos que una inversión es un activo que puede durar más de un año, mientras que el gasto corriente se basa en la adquisición de bienes y servicios que tienden a consumirse dentro de un año.

Aprende a rellenar el modelo 390 adecuadamente

Una vez hayamos descargado el modelo 390 en pdf, quizá te preguntes cómo harás para rellenar todo el formulario. Sin embargo, no tienes de qué preocuparte, ya que en esta guía completa te ofrecemos todos los detalles que necesitas para hacer la declaración tú mismo y no fallar en el intento.

Podrás notar que el documento es bastante largo, por lo que te recomendamos que te pongas en contacto con nosotros en caso de que necesites más ayuda con tus cuentas. Sin más que añadir, comenzamos con la cumplimentación del documento.

Página 1

En la primera página, nos encontramos con lo siguientes apartados, a saber:

Sujeto pasivo

Aquí se tiene que anotar el NIF y el nombre de la empresa o el autónomo, además de detallar si el sujeto se ha inscrito o no en el registro para la devolución anual, así como en el régimen del grupo de identidades en el que se ha dispuesto en la Ley del IVA según el artículo 163 (por defecto, ningún usuario está en el registro).

Devengo

La segunda sección del apartado se ha dispuesto para que se identifique el año en que se presentará el documento, mencionando si la declaración es sustitutiva o no. Si se da el caso de que la declaración sí corresponde al modelo sustitutivo, entonces hay que especificar qué clase de declaración sustituye.

Datos estadísticos

En la tercera sección es vital hacer declaración del tipo de actividad económica que realizamos y se haya especificado en el modelo 036 junto con el epígrafe y la clave. En ocasiones hay quienes han tenido que completar o realizar transacciones con terceros y por ende, entregar el modelo 347.

Para este caso, debemos rellenar la casilla “D”.

Si por alguna razón se han incluido declaraciones de autoliquidación conjuntas, entonces se tiene que detallar el NIF adjuntando la razón social de las terceras personas.

Datos del representante

Si tu actuación es por medio de un representante entonces se tienen que incorporar los datos de este. Esto se toma en cuenta aunque no sean personas jurídicas o representantes de la entidad de la que formas parte.

También hay que añadir el nombre completo de la empresa, además del domicilio fiscal y la firma digital adjunta a la fecha.

Página 2

La segunda página se denomina “IVA devengado” y es bastante más larga que la primera, por lo que debemos tener especial cuidado al rellenarla. En este apartado tenemos que rendir cuentas sobre los ingresos que el IVA determina devengar al empresario o régimen en general.

Celdas 1-6: Régimen ordinario

El objetivo es hacer distinción teniendo en cuenta el tipo de impositivo propuesto por el IVA. Por lo tanto, las filas 1 y 2 debemos rellenarlas con la ascendencia total de los ingresos que tengan el 4% del Impuesto. La primera casilla tiene que contener los datos de la “base imponible” mientras que en la segunda solo la cuota del IVA. 

Lo mismo ha de hacerse con las siguientes casillas (3,4) pero solo con los ingresos que sean del tipo impositivo de un 10% y en el caso de las casillas 5 y 6 añadir el total de ingresos pero con el impositivo del 21%

Es un poco tedioso, pero todo este proceso tiene que fijarse para el resto de las casillas, haciendo la separación correcta según el tipo de impositivo.

Un detalle que no podemos pasar por alto es el caso de las empresas que operen fuera del territorio español, si alguna no tiene el alta en el Registro de Operaciones Intracomunitarias (R.O.I), tendrá que hacerse cargo del tipo del IVA impositivo correspondiente y seguir actuando como empresa. 

Pero si alguna empresa tiene el alta en el ROI, esta no debe aplicar el impuesto en la factura pero SÍ tendrá que añadir toda la información pertinente a la venta de servicios y bienes a la UE por medio del modelo 349.

Intragrupo: Casillas 500 a 505 y 531 a 534

En estas casillas, tenemos que hacer constar la base imponible del IVA para las operaciones que han sido realizadas entre entidades de un grupo en general.

Régimen de bienes: Casillas 7 a 12 y 535 a 538

Aquí debemos declarar nuestras bases impuestas y la cuota del IVA para todas las operaciones que hayan sido realizadas para bienes usados como antigüedades, objetos de colección y artes.

Agencias de Viajes: casillas 13 a 14 y 539 a 540

Todas las operaciones realizadas dentro del régimen para agencias de viajes deben ser constatadas en la base impuesta del IVA.

Adquisiciones comunitarias: casillas 1 a 26 y de 541 a 552

Si no tienes CIF intracomunitario entonces en  estas casillas debes escribir un 0. Pero si lo tienes, entonces contarás con la oportunidad de pedirles a tus proveedores intracomunitarios que te facturen sin IVA. Siendo este el caso, la casilla 26 debe ser rellenada con la suma de todas las facturas en cuanto a gastos corrientes que provengan de la UE, y a la casilla 22 colocarle el 21% de lo escrito en la celda anterior.

Esta operación se tiene que repetir teniendo en cuenta aquellos bienes con un IVA del 10 y 4% en el caso de las celdas 23 a 26.

IVA devengado: casillas 27 y 28

El apartado de la casilla 27 está dedicado a las facturas que hemos recibido sin el impuesto para realizar la inversión del sujeto pasivo. En el caso de la casilla 28, esta debe ser cumplimentada con el impuesto agregado del 21% en correspondencia a la casilla 27.

Celdas 29 a 34

Las siguientes celdas son simples de completar. En el caso de las casillas 29 y 30, solo basta con colocar el signo más (+) o menos (-) para las modificaciones bases en las cuotas gravadas.

Para las casillas 31 y 32, hay que añadir las modificaciones bases por los supuestos de declaración con el curso de acreedores que se han establecido bajo el artículo 80.3 del IVA.

Por último, para las casillas 33 y 34 solo basta con sumar todas las cuotas y bases, ya que esta es la suma total de la columna.

El resto de la sección del apartado debe seguir el mismo modelo, recordando que, en el lado derecho usualmente se refleja únicamente la suma del porcentaje del IVA correspondiente.

Página 3

La tercera página del modelo 390 es para el IVA deducible y para cumplimentarlo hay que añadir todos los gastos objetos deducción mediante facturas –no tickets- en el que ha pagado el impuesto correspondiente. Como no se trata de un consumidor final, Hacienda tiene la opción de devolverlo o deducirlo con la siguiente declaración.

Por eso, en este apartado debemos hacer una separación de la compra y determinar si esta es un bien de inversión o un gasto corriente. También hay que identificar si la compra se hizo en territorio español, dentro de la UE o fuera de la UE (si es dentro de la Unión Europea, entonces se trata de un bien intracomunitario)

Podemos ver cómo la tercera página comienza con un apartado que incluye 12 casillas para a rellenar. Por lo que te sugerimos que sigas el mismo patrón con el que venimos trabajando.

Página 4

Las operaciones realizadas en españa, como compra de bienes de activos dentro de cierto grupo de empresas han de declararse en esta sección del modelo 390. Es importante mencionar que dichas compras deberían tener una vida útil superior a un año.

Luego separamos los gastos que hemos tenido según el tipo de impositivo. De esta forma la primera casilla (514 y 515) la cumplimentaremos con el total de ingresos que tengan al menos el 4% del IVA. Luego rellenamos todas  las celdas que siguen de la misma manera.

Página 5

Aquí podemos ver que el título de página es “actividades en régimen simplificado” y es debido a que este apartado hace referencia directa a quienes se han registrado en la declaración por módulos y el resultado se tiene que incorporar a la casilla 83.

Esta parte del documento no es para nada complicada si tienes a mano todos los detalles que se piden. Una vez finalicemos continuamos con la página 6 que contiene unos 4 apartados.

Página 6

El primer apartado de esta hoja está relacionado con el resultado de la liquidación anual y el ejercicio de impuestos. Es fácil de rellenar, ya que solo son sumas entre el total del régimen general y el simplificado, incluyendo también la compensación de cuotas para la celda 85.

Una vez finalicemos de rellenar los datos anteriores, pasamos a la siguiente fase, la cual es fácil de identificar porque cuenta con un enorme 8 en la parte izquierda y pone lo siguiente:

Tributación por razón de administración. Aquí se ubican casillas 87 a la 93, en las cuales se tienen que ofrecer los detalles del territorio en donde se han cumplido algunas de las operaciones que la empresa ha realizado en el transcurso del año.

Es muy importante que especifiquemos el porcentaje realizado en cuanto a las ordenanzas que hemos llevado a cabo en los siguientes territorios de nuestro país: Vizcaya, Navarra, Álava y Guipúzcoa. No debemos olvidar incluir valor de dichas transacciones.

Para finalizar esta sección, debemos analizar si el resultado de la declaración anual anterior fue a compensar o no, añadiendo el importe atribuible al territorio común.

Las siguientes secciones de esta página son:

Páginas 7 y 8

Para las últimas dos páginas tenemos que seguir rellenando los datos como lo hemos venido haciendo, recordando el hecho de que tenemos que declarar todo lo que pida el documento para finalizar con la cumplimentación de este. Un consejo muy importante es que a lo largo de estas 2 hojas especifiques si los bienes que estás reflejando son de servicio o inversión.

La documentación de ambas hojas puede ser un poco engorrosa, siempre y cuando no sigas el modelo fijado por Asesorae. Toma todo el tiempo que necesites para finalizar con los datos correspondientes y estarás listo para presentar el modelo 390 a Hacienda.

Resumen final

Puede que el consejo de contratar el servicio de Asesorae sea una de las mejores ideas para rellenar el documento. Sin embargo esta guía es una inmensa ayuda para la cumplimentación del impuesto. Es de vital importancia que te asegures de tener en orden los trimestrales, para que, cuando elabores la documentación del IVA para el modelo 390, puedas hacerlo sin contratiempos.

No olvides mencionar en los comentarios qué te ha parecido la guía y comparte en tus redes sociales.

Comparte esta noticia en tus redes